Recitando, cantando, mi poesía árabe y andalusí, traducida y comentada, o escrita en español por mí

Recitando, cantando, mi poesía árabe y andalusí, traducida y comentada, o escrita en español por mí
Fotografía tomada en el "Centro Cultural Árabe Sirio de Madrid".

Seguir este blog por Correo Electronico. (Follow by Email)

30 nov. 2009

HÁCH (peregrino) MUSULMÁN REZANDO


Cerca de la cueva de Hirá´ (La Meca), donde el profeta Muhammad recibió la Revelación del Corán.

JESÚS EN EL SUFISMO

"Jesús fue un maestro, fue un instructor. Él era el Verbo, que es la Verdad por sí misma, la verdad que guía y dirige"

23/10/09  - Autor: Sheikh Khaled Bentounès - Fuente: Musulmanes Andaluces

Dijo Jesús, hijo de María: "¡Oh Dios, Señor nuestro! ¡Haz que descienda para nosotros un ágape del cielo que sea una fiesta conmemorativa para nosotros" (Quran 5:111-115). En unas pocas palabras, solamente podemos aspirar a dar una ligera idea de lo que es el papel de Sidna Isa (Jesús) en el sufismo, como es tratado su doble aspecto (exotérico y esotérico), un lugar importante en el corazón de la parte interior del Islam.

Uno de los principales versos del Corán respecto a Jesús es el siguiente:
"Sí, el Mesías, Jesús hijo de María, es el Profeta de Dios, su palabra que plantó en María, el espíritu de Él”. (Expresión difícil de entender, ¿la palabra de Dios?)

Esto nos muestra de inmediato a entender y hablar la verdad de Jesús debe estar en armonía con lo que él representa. Por lo tanto, el venerable Shaykh 'Adda Bentounès nos ayuda a comprender de la mejor manera la verdadera dimensión del Mesías:

"Jesús fue un maestro, fue un instructor (...). Él era el Verbo, que es la verdad por sí misma, la verdad que guía y dirige. (...) Jesús nadó en las grandes olas del infinito. El es la locura del amor en esta inmensidad. No está loco por Dios porque él es el Amor de Dios, es Gran amor, como el mar gris de su fragancia”.

Otro gran maestro de tasawwuf el Sheij Ibn Arabi declara que Jesús es el sello de la Santidad Universal en un libro que se refiere a esto: “Futuhats Mekiyya” conocido en castellano como “las iluminaciones de La Meca”:

"Hay otro sello con que Dios sella la santidad universal, desde Adán hasta el último de los santos, Jesús. Es el sello de la santidad, ya que es también el sello del ciclo del reino (Mulk al-Alam), él es un signo del acercamiento al fin los tiempos".

El otro sello mencionado por el Sheij Ibn Arabi es el Profeta Muhammad (Salalahu aleihi wa Salam), que es el sello de la profecía. En un hadith del Profeta (*3) donde se nos dice que "entre él y Jesús no hay lugar para deslizar un pelo”, sorprendente imagen de la proximidad y la unidad que Dios eligió para la humanidad y reflejo en los hombres de la ignorancia y ceguera que los divide y les hace estar en oposición.

Con su venida, Jesús nos ofreció el sabor de los misterios del amor divino. Pero también vino con un poder divino que se manifiesta a través de su persona a lo largo de su misión y constituye un desafío para perturbar el mundo de su época. Esto, evidentemente, ha conmocionado profundamente a los hombres no solamente de su tiempo sino también a todos aquellos que se acercaron a la personalidad de Jesús. El mensaje de Jesús es puramente espiritual: habla de amor. No podemos amar a Dios sin amar al prójimo, por lo tanto, Jesús nos llevará en una dirección especial, su mensaje se va a abrir hacia una nueva perspectiva. Más allá de la letra de la ley, es como un vino espiritual que se manifiesta desde si mismo y trastoca todo. El propio nacimiento de Jesús trae consigo el desafío de la ley física, una ley de los hombres. Dios a través de Jesús, hace una excepción en la ley física en su nacimiento y fruto de esto, su mensaje en vida será un reto para la humanidad. El reto de este milagro de Dios, que puede ir más allá de las leyes que rigen la materia, nos lleva a despertar en nosotros lo sutil, abrirnos a nosotros mismos, a darnos cuenta de que Dios está presente en todas las cosas, en cualquier lugar, en cualquier momento en cualquier condición, cada uno de nosotros realmente somos una excepción.

El mensaje de Jesús es un mensaje mucho más del ámbito del espíritu que del de la letra, pocas personas van a lograr realizarlo, ya que los hombres han hecho una “religión”: lo han racionalizado y en cierta medida se han bloqueado los principios del mismo mensaje, mientras que Jesús mismo es el principio de la lucha contra el Profeta. El vino sólo para desafiar la ley.

El venerable Sheij Alawi (*4), reconocido como uno de los grandes íntimos de Dios en el siglo 20, en un ensayo sobre el simbolismo de las palabras de alta perspectiva metafísica revela la sutileza sobre el enfoque del misterio de Jesús:

"Siempre hablamos de lo que entendemos por el misterio de la sagrada esencia, cuando hablamos de la alif (5) queremos decir que es el único gas noble, y cada vez que hablamos de BA (5) queremos decir con que es la última manifestación, llamado el Supremo Espíritu, entonces el resto de las letras, las palabras se sitúan por sí solas y, a continuación, el discurso en general, se sitúa en sus respectivas filas. La reunión de Alif y Bâ juntas forman la palabra AB, lo que significa en árabe y en hebreo: padre. Es el nombre divino por el que Jesús habló a su señor y fue el empleado cuando dijo:

"En verdad me regreso a mi Padre y vuestro Padre".

Es decir, con mi Señor y vuestro Señor (La concepción antropomórfica de la paternidad de Dios está excluido de la perspectiva islámica). Si logras entender el significado de estas dos palabras, sabrás ignorar su importancia. Por otra parte, esta confusión se ve reforzada por la asimilación se hace entre AB (padre) y RABB (señor) en el idioma árabe, y en el actual uso de estas palabras en la lengua semítica que, por ejemplo, designa al padre (AB) de una familia como también el señor (RABB) de la casa".(*7)

Así, aunque el misterio en torno a Jesús permanece en entender su mensaje basado en el amor y la compasión está presente también por la esperanza de su regreso y el advenimiento de la era mesiánica. La fuente de la esperanza de que fluía bajo los pies de María sigue regando los corazones. La clave está en el credo de la Dependencia:

"Señor, tu Dios, el culto y que a él sólo se le sirva de culto".(*8)

Todas las leyes y los mensajes de los profetas dan lugar al Uno! Las vías que conducen al centro son los radios, es decir, las religiones que predican la fe en la unicidad. Por lo tanto, si queremos caminar con fe, sinceridad y amor, debemos cumplir con todas las religiones. Las prácticas son diferentes, pero la Verdad es Una.

Traducción: Omar Al Galliqi
Fuente: foro de los fuqara

Notas
1: Corán: Sura 4, verso 171.
2: El coro de los profetas: Shaykh 'Adda Ben Tornes. Editorial Albin Michel.
3: Hadith decir, es la palabra del profeta Muhammad, cuya suma es la tradición oral.
4: Sheik Alawi, el Fundador del movimiento Sufi Alawiya.
5: Primera letra del alfabeto árabe.
6: Segunda letra del alfabeto árabe.
7: El hombre interior, a la luz del Corán: por el Sheik Bentounès editorial Albin Michel, 1998.
8: El Evangelio según san Mateo 4/10 St Luc y 4/8, Deuteronomio 6/13-14.

29 nov. 2009

¿ISLAMOFOBIA O XENOFOBIA?

 ¿Nueva ola de islamofobia en Europa?
    28/11/09 - Autor: Gihan Shahine

                               Marwa El-Sherbini junto a su familia.

No fue algo que haya hecho o dicho. Más bien, lo que le costó la vida fue su apariencia y su tipo de vestido. La farmacéutica egipcia Marwa El-Sherbini, llevaba puesto el velo islámico (hiyab) mientras jugaba inocentemente con su hijo de tres años en un parque en Dresde, Alemania, cuando un hombre ruso-alemán repentinamente la llamó “terrorista” entre otras cosas.

El-Sherbini llamó a la policía y acudió a los tribunales, donde terminó siendo atacada con un cuchillo por el mismo hombre. El esposo de El-Sherbini también fue apuñalado mientras trataba de protegerla, y luego un policía que, según se informa, lo confundió con el atacante le disparó y lo hirió gravemente.

Mientras el asesino de El-Sherbini fue condenado a cadena perpetua el 11 de noviembre por un tribunal alemán, la cólera por su asesinato no sólo se extendió por el mundo musulmán, sino también ha abierto toda una caja de Pandora de preguntas sobre si Europa en su conjunto sufre una nueva ola de islamofobia.

El asesinato de El-Sherbini, por trágico que sea, puede todavía ser interpretado por algunos musulmanes y por voces más lúcidas como un incidente “aislado” cometido por un lobo racista solitario. Pero sigue siendo cuestionable si otros incidentes pueden ser descartados de la misma manera.

Hace sólo algunos meses, Ali Mohammed, el imán de una mezquita en California fue quemado vivo cuando su casa fue incendiada después de haber sido acosado por ser un “terrorista musulmán.” En otro sitio, el enviado de Al-Azhar al Centro Islámico en Londres, Mohamed El-Salamoni, fue golpeado por un atacante sólo seis meses después de iniciar su misión, y terminó por perder la vista. Semejantes incidentes explican por qué el asesinato de Marwa El-Sherbini ha sido considerado ampliamente como otra prueba del prejuicio occidental contra el Islam.

La reciente ola de crímenes de odio cometidos contra musulmanes también ha provocado ansiedades musulmanas sobre si semejante islamofobia occidental ha tomado ahora una forma nueva y más sangrienta. El tema de si esos crímenes de odio deben ser vistos en el contexto de islamofobia, o sólo como resultado de xenofobia, también ha sido objeto de un acalorado debate.

¿Les va peor a los musulmanes que a otros grupos minoritarios que viven en el continente europeo?

Si nos guiamos por estudios existentes, es posible que los musulmanes estén sufriendo más. Un estudio realizado en diciembre de 2006 por el Centro Europeo de Monitoreo sobre Racismo y Xenofobia, basado en Viena, declaró de modo terminante que “la islamofobia aumenta en toda Europa, donde muchos musulmanes son amenazados e incomprendidos – algunos a diario.” El centro, que rastrea prejuicios étnicos y religiosos en los 27 países de la Unión Europea, dice que “los musulmanes sufren rutinariamente problemas que van desde ataques físicos a discriminación en el mercado laboral y de la vivienda.”

El centro también enumeró cientos de casos de violencia y amenazas contra musulmanes en Europa desde 2004, tales como vandalismo en mezquitas y centros islámicos, abuso contra mujeres que llevan velos islámicos, y ataques, como el de una pandilla con bates de béisbol decorados con esvásticas y consignas racistas que atacó a una familia somalí en Dinamarca. Mientras tanto, según el informe, la representación musulmana en los parlamentos nacionales europeos sigue siendo baja, con sólo dos miembros musulmanes practicantes en el parlamento británico, uno en Alemania, y ninguno en Francia.

Según Mahmoud Khalil, profesor en la Facultad de Información de la Universidad de El Cairo: “las minorías musulmanas que viven en Occidente sufren más que ninguna otra religión por un simple motivo: no existe una protección internacional que asegure amparo para todos los musulmanes del mundo, similar a la que otrora fuera suministrada por la histórica regla islámica del califato.”

Parece que se deja que los musulmanes se las arreglen solos, ya que las organizaciones internacionales usualmente no pueden suministrar ayuda. “Las minorías cristianas que viven en países de mayoría musulmana, al contrario, tendrían de inmediato la protección del Vaticano y del mundo en su conjunto si se cometiera un crimen contra un cristiano como el realizado contra El-Sherbini," dijo Khalil. “La comunidad judía en países de mayoría musulmana como Marruecos también goza de todos sus derechos civiles, y tiene el apoyo de Occidente y de EE.UU.”

Además, los medios de comunicación occidentales han sido culpados frecuentemente de jugar un papel crucial en el aliento de sentimientos anti-musulmanes. El hecho de que el abogado del asesino de El-Sherbini haya declarado terminantemente que cuando cometió el crimen su cliente estaba bajo la influencia de una cobertura mediática prejuiciada que tiende a mostrar a los musulmanes como terroristas, ha llevado a cuestionar aún más la objetividad de los medios occidentales.

En un artículo reciente intitulado “La vergonzosa islamofobia en el corazón de la prensa británica” que apareció en el periódico británico Independent, el periodista Peter Oborne citó un estudio de la Escuela de Periodismo de Cardiff que examinó la información sobre temas musulmanes.

“El equipo analizó unos 974 artículos y estableció que aproximadamente dos tercios de todos los ‘enganches’ para historias sobre musulmanes involucraban terrorismo (cerca de un 36% de los artículos), temas religiosos como la ley Sharia, subrayaban diferencias culturales entre musulmanes británicos y otros (un 22%); o extremismo musulmán, respecto a personajes como Abu Hamza,” escribió Oborne. “Esos artículos mostraban todos a musulmanes como fuente de problemas. Al contrario, sólo un 5% de los artículos se basaban en problemas enfrentados por los musulmanes británicos.”

Khalil también dice que los prejuicios en los medios occidentales aumentaron después de los ataques del 11-S contra Nueva York y Washington, pero que semejantes prejuicios han sido desde hace tiempo una característica de los medios occidentales. “Los medios occidentales han sido prejuiciados por lo menos desde la Guerra de Octubre en 1973 cuando se presentó a los árabes utilizando el petróleo como arma para presionar a EE.UU. a que abandonara su apoyo para Israel,” señaló Khalil.

El que el secuestro de miembros del personal de la embajada de EE.UU. en Teherán durante la Revolución Islámica en 1979 siga siendo conmemorado actualmente en los medios occidentales es también un ejemplo de cómo los medios tratan de avivar el sentimiento público contra los musulmanes, dijo Khalil.

Semejantes imágenes negativas de los musulmanes parecen haber influenciado el modo de pensar dominante en Occidente. Según un reciente sondeo publicado por la red estadounidense ABC News, un 14% de los ciudadanos de la Unión Europea admitió su “intolerancia” hacia minorías, mientras otro 25% dijo que eran “ambivalentes” hacia ellas.

“Mientras Alemania presenció un aumento de un 40% en crímenes racistas denunciados el año pasado, y la Comisión Islámica de Derechos Humanos basada en Londres ha registrado que las quejas por reacciones en Gran Bretaña desde los ataques del 11-S se han multiplicado por 13, semejantes cifras son difíciles de comparar en países como Francia, donde los orígenes étnicos de los demandantes no son registrados,” dijo el sondeo de ABC News.

Además, Runnymede Charity, basada en Londres, publicó en 1997 un informe intitulado “Islamophobia: A Challenge for Us All" [Islamofobia: un desafío para todos], actualizado en 2004, que estableció que “los musulmanes son vistos como ‘los otros’ y como carentes de los valores mantenidos por las culturas occidentales.” El Islam también era considerado por muchos como una religión violenta, terrorista, incapaz de corresponder a los valores occidentales.

Lo que es aún más alarmante, el informe estableció que muchos occidentales usaban semejantes conceptos erróneos como el Islam como pretexto para justificar “prácticas discriminatorias contra musulmanes y su exclusión de la sociedad en general.” El informe concluyó que entre los europeos “la hostilidad contra los musulmanes es considerada como natural o normal.”

Posiblemente semejantes conclusiones no sean sorprendentes para el destacado novelista egipcio Alaa El-Aswani. Los sentimientos anti-musulmanes han estado aumentando en Europa como resultado de la creciente popularidad de la extrema derecha en muchos países europeos, dijo El-Aswani, y el hecho de que la mayoría de los europeos sepan poco o nada sobre las verdaderas enseñanzas del Islam, suponen que muchas mezquitas y organizaciones islámicas en Europa estén en manos de tendencias extremistas, ha complicado aún más el problema, dijo.

“El tono y la retórica a veces extrema que imanes de algunas mezquitas en Europa tienden a adoptar presenta una imagen errónea del Islam que va en contra de los valores seculares de Occidente,” dijo El-Aswani. Describir el niqab (velo completo) como una obligación religiosa para las mujeres, cuando la mayoría de los eruditos islámicos insisten en que no lo es, puede alarmar a muchos occidentales, por ejemplo, no tanto por cómo se ve, sino más bien por el mensaje de reclusión de las mujeres que transmite.

“Este ejemplo, y el hecho de que los medios occidentales dominantes a menudo tratan de mostrar a los musulmanes como terroristas, ha hecho que mucha gente occidental, que sabe poco o nada sobre el Islam, teme tener a un vecino o colega musulmán, por ser tal vez una amenaza potencial,” dijo El-Aswani.

La actual campaña “¡Detened el minarete!” en Suiza es otro ejemplo de cómo la islamofobia ha estado penetrando profundamente en el modo de pensar occidental. Más de 100.000 suizos han firmado, según se informa, una petición en apoyo a las demandas del derechista Partido Popular Suizo por una prohibición de la construcción de minaretes en Suiza.

Sólo cuatro minaretes existen actualmente en Suiza, y ni siquiera son utilizados para llamar a las plegarias musulmanas. Los propugnadores de la campaña contra los minaretes han afirmado, a pesar de ello, que los minaretes son peligrosos porque son un “símbolo del poder islámico” y pueden representan una “intrusión ideológica” en el modo de vida suizo.

El-Aswani fue uno de los primeros en dar a conocer la campaña suiza en Egipto, y se realizan esfuerzos para detener la campaña. Sin embargo, el hecho de que una tal campaña haya podido tener lugar incluso en un país multicultural como Suiza, donde jamás ha habido ataques terroristas islamistas, podría interpretarse como algo sintomático de una creciente marea de islamofobia en Europa en su conjunto, dijo El-Aswani.

No obstante, Dalia Mogahed, directora del Centro Gallup de Estudios Musulmanes basado en EE.UU. y miembro del Consejo Asesor Presidencial sobre Sociedades Vecinales y Basadas en la Fe del presidente Obama, afirma que en realidad la islamofobia se ha mantenido estable o ha disminuido en los últimos años. Mogahed especula que “podría ser que los crímenes contra musulmanes sólo estén recibiendo más atención que antes,” y agrega que los estereotipos occidentales de musulmanes con velos o barbas como “terroristas” puede también estar cambiando, apuntando como testimonio a la “referencia positiva al hijab del presidente Obama en diversas ocasiones en su discurso de El Cairo.”

Mogahed es una de esas voces musulmanas moderadas que tratan de explicar el asesinato de El-Sherbini como “un síntoma de un problema más profundo de prejuicios en Alemania,” más que un problema de Occidente en general, o una indicación de que los prejuicios contra el Islam esté tomando una forma nueva y más peligrosa.

Sin embargo, la idea de que Europa esté en peligro por los musulmanes y otros ha entrado al debate público en el continente, y hay muchos que argumentan que como resultado Europa occidental, que ha sido aclamada por su tolerancia hacia grupos minoritarios desde la Segunda Guerra Mundial, ya no es tan tolerante como antes. Como dice Leela Jacinto de ABC News: “En toda Europa occidental, expertos en inmigración y los derechos civiles dicen que una ola xenofóbica, contra los inmigrantes y contra los musulmanes, parece estar asolando una región que fuera famosa por su tolerancia.”

“Políticos alemanes advierten que el ‘germanismo’ está siendo subsumido por gente de origen turco, que representa un poco más de un 2% de la población. Partidarios franceses de una prohibición del hijab creen que los pañuelos llevados por las escolares representan un riesgo para el ideal francés de laicismo o secularismo. Y en Dinamarca, controvertidas nuevas reglas para despojar a los hijos de inmigrantes de su derecho a la ciudadanía automática son criticadas por grupos de derechos humanos, que dicen que constituyen una violación de los derechos a la ciudadanía, así como del derecho a una vida familiar,” escribió Jacinto.

Y muchos están de acuerdo con Khalil en que los musulmanes son particularmente afectados por esta ola xenofóbica. Según el columnista de Huffington Post, Firas Al-Atraqchi, “en vista del racismo que padecen muchos musulmanes en Europa, el asesinato de una mujer egipcia porque llevaba un hijab no debe ser descartado como el acto de un solo hombre a quien muchos ahora califican de insano.”

“No se trata sólo de un estado de xenofobia que asola Europa. Forma parte de una ola claramente anti-musulmana que ahora aumenta a niveles sangrientos,” dijo Khalil. “Los musulmanes solían sufrir sólo insultos y discriminación. Pero ahora vemos que son asesinados por su identidad como musulmanes, algo que puede llevar al genocidio si lo seguimos ignorando.”

La visión pesimista de Khalil es apoyada por una reciente serie de libros que muestran a los 53 millones de musulmanes de Europa como una “bomba de tiempo demográfica” que tiene que ser “desactivada de inmediato.” En una reseña sobre esos libros en el periódico británico The Guardian en agosto pasado, el columnista Pankaj Mishra citó a una serie de destacados políticos y periodistas europeos y estadounidenses que piensan que Europa está a punto de ser “invadida” por musulmanes, que todavía no representan más de 3 o 4 por ciento de la población total de la UE de 493 millones.

“Por cierto, las minorías pueden conformar países,” escribió Christopher Caldwell, un columnista estadounidense del Financial Times de Londres, a quien el periódico británico

The Observer describió recientemente como un “vigorizante analista con una visión clara de las devociones europeas.” “Los musulmanes ya están conquistando las ciudades de Europa, calle por calle,” escribió Caldwell, y el historiador derechista británico Niall Ferguson también afirmó que “una juvenil sociedad musulmana al sur y al este del Mediterráneo está lista para colonizar – el término no es demasiado fuerte – una Europa senescente,” según la reseña de Mishra.

El analista indio Hassan Suroor compara el tono alarmista que emana de estos libros, que “tienden a mostrar a los musulmanes en los colores más sombríos posibles,” con las “cosas que una vez fueron escritas sobre los judíos europeos.” La solución que propugnan semejantes libros para salvar a Europa de convertirse en una potencial “Eurabia” es “mantener a los musulmanes fuera de Europa y, si es necesario, expulsarlos. Algunas de las sugerencias sobre cómo encarar el ‘problema’ musulmán equivalen a limpieza étnica” advierte Suroor.

Para Suroor, muchos incidentes recientes han sido sintomáticos de islamofobia, y menciona a “un ministro británico, Jim Fitzpatrick, que abandonó un matrimonio de un elector musulmán en protesta contra la segregación de invitados masculinos y femeninos; un destacado erudito musulmán moderado, Tariq Ramadan, es expulsado no de uno sino de dos puestos de trabajo distintos por presentar un show en un canal de la televisión iraní; agresivos manifestantes derechistas en Suiza exigen la eliminación de minaretes de todas las mezquitas; y el presidente francés Nicolas Sarkozy llama a prohibir el uso de la burqa en público.”

Las caricaturas que aparecieron en un periódico danés en 2006 mostrando al profeta Muhammad con un turbante en forma de bomba, y la prohibición anterior de usar pañuelos musulmanes en escuelas públicas francesas, también han sido vistas como evidencia de prejuicios europeos contra el Islam.

Suroor concluye que aunque sería “necio combinar incidentes que podrían no ser más que dificultades locales e inflarlos hasta convertirlos en una conspiración contra los musulmanes,” sería igualmente necio negar que tales incidentes evidencian el prejuicio que los musulmanes enfrentan en toda Europa.

Por su parte, Khalil rechaza las afirmaciones de que los musulmanes están “conquistando Europa”, cuando en realidad la población musulmana no asciende a más que una ínfima fracción del conjunto de la población. “Las cifras no son más que un pretexto,” dijo Khalil, argumentando que la campaña de la que forman parte semejantes afirmaciones constituye una “guerra contra el Islam. Los intelectuales occidentales admiten que ésta es una era de conflicto religioso, y muchas de las guerras que han estallado durante el último siglo fueron motivadas por la religión. Lo que los musulmanes enfrentan ahora en Occidente es la herencia cultural del espíritu que otrora llevó a las Cruzadas.”

Sin embargo, otras voces musulmanas llaman a las poblaciones europeas musulmanas a no verse como víctimas. Por ejemplo, Carla Amina Baghajati, portavoz de la comunidad islámica de Austria, ha advertido a los musulmanes que no conviertan la islamofobia en un “tema general.” “Tenemos que crear un clima que posibilite que se superen los prejuicios y el racismo sin mostrar a los musulmanes como víctimas,” explicó recientemente al International Herald Tribune.

En la misma vena, Nesrine Malek advirtió en una reciente columna en el Guardian sobre la muerte de El-Sherbini que “los musulmanes (incluyéndome a mí) protestan constantemente que no se debiera permitir que las acciones de unos pocos extremistas denigren al Islam y a sus adherentes en conjunto – pero es exactamente lo que ellos [los musulmanes] están haciendo con los europeos y las acciones de Axel W. (El asesino de El-Sherbini].”
“Hay un gran paso del prejuicio que los musulmanes enfrentan en Europa “a la imagen de discriminación exhaustiva, conspiratoria, institucional contra los musulmanes en Europa que gana terreno en los países árabes y provoca llamados a la ruptura de relaciones diplomáticas y al boicot de productos,” escribió Malek.

Sin embargo, Khalil afirma que “admitir el odio occidental hacia el Islam es el primer paso en el camino a contrarrestarlo. Esto no significa que estemos en guerra con Occidente. Sólo significa que tenemos que diagnosticar la enfermedad para poder curarla.” Khalil sugiere que debería establecerse una organización internacional con representación de todos los países musulmanes para proteger a los musulmanes que viven en Occidente.

Para El-Aswani, al contrario, debería canalizarse más esfuerzo a la educación de los occidentales sobre el Islam. Los musulmanes occidentales también deberían hacer su parte, dando un buen ejemplo e integrándose a las culturas occidentales.

Sin embargo, si los musulmanes podrán integrarse positivamente, o sólo “retirarse a un resentimiento pasivo”, también “dependerá de la rapidez y facilidad con la que sus ‘anfitriones’ – europeos ordinarios así como gobiernos – los hagan sentirse en casa,” escribió Mishra.

28 nov. 2009

SM el Rey cumple la oración de Aid Al-Adha en la mezquita Moulay Abdallah en Fez



Fez. Agencia MAP. - SM el Rey Mohammed VI, Amir Al Mouminine (Emir de los Creyentes), acompañado por SAR el Príncipe Moulay Rachid y SA el Príncipe Moulay Ismail, ha cumplido, hoy sábado, la oración de Aid Al Adha (fiesta del sacrificio) en la mezquita Moulay Abdallah en el Palacio Real en Fez (200 km al este de Rabat).
Después de la oración de Aid, SM el Rey ha sido saludado por los jefes de las misiones diplomáticas islámicas acreditadas en Marruecos quienes presentaron sus felicitaciones al Soberano.
A continuación, SM el Rey procedió a la inmolación de un cordero conforme a la tradición del profeta Sidna Mohammed.
Al término de esta ceremonia, el Soberano recibió en el palacio Real, los votos de SAR el Príncipe Moulay Rachid y SA el Príncipe Moulay Ismail.
SM el Rey recibió igualmente los votos del Primer ministro, los Presidentes de las Cámaras de Representantes y Consejeros, los consejeros de SM el Rey, los miembros del Gobierno, los Directores de los gabinetes reales, los cuñados de SM el Rey, los oficiales superiores del estado mayor general de las Fuerzas Armadas Reales, así como de otras personalidades civiles y militares.

27 nov. 2009

Al-Andalus: "Maquis europeo de las herejías cristianas orientales"

El encuentro de nuestra definición de al-Andalus con cuestiones contemporáneas ha producido interesantes lecturas que ya van siendo incluidas en cuanto se conoce como Paradigma Al-Andalus.

 27/11/09. Autor: Emilio Ferrín. Editado en Webislam.

Se ha presentado la tercera edición de la celebrada y comprometida “Historia General de Al-Andalus: Europa entre Oriente y Occidente” de Emilio González Ferrín. Un éxito sin precedentes para una publicación científica e histórica, que ha tomado como referencia un nuevo paradigma y que ha abierto el debate entre islamófobos e islamómatras.

Emilio González Ferrín ha tenido la amabilidad de enviarnos a P36 el prólogo a esta tercera edición que publicamos a continuación:

“Desde que en 2006 se publicó por vez primera esta Historia General de al-Andalus, las numerosas presentaciones de sus dos ediciones han generado un cierto debate. Los principales elementos de discusión suelen ser dos ideas en las que se tiende a resumir el libro: una remite al subtítulo –Europa entre Oriente y Occidente-; la otra es la recurrente afirmación, incluida en estas páginas, sobre que los árabes no invadieron la península ibérica. Acerca de la primera no cabe mucha más explicación, dado que se ha convertido más en elemento ideológico que científico. Así, nuestra propuesta de al-Andalus como componente y fuente cultural de Europa choca con un prejuicio de gran predicamento: la idea de que los sujetos de la historia son las religiones, inamovibles desde el pasado más remoto. Ese nacionalismo religioso tiende a la forja de identidades por exclusión, procediéndose a construir una visión del mundo ordenada y militante. Al parecer, o se es musulmán y se hereda todo lo islámico pasado, al servicio de la insurgencia revolucionaria contemporánea, o se es de un Occidente –a veces asimilable a cristiano- constituido merced a la erradicación de lo oriental, siempre invasor y una vez expulsado de Europa.

Esa infantil y malintencionada percepción generalizada de prietas las filas es completamente ajena a nuestra teoría de la historia, y no merece la cosa ulteriores consideraciones intelectuales al ser materia de opinión y no de formación. Pero sí merece ser considerada una cierta producción literaria emanada de tal polémica, por cuanto trasluce de tema de nuestro tiempo y, como tal, sometido a un siempre fértil toma y daca de publicaciones.

La bienvenida francesa al ensayo de Sylvain Gouguenheim nos sirve aquí de arranque: en su Aristóteles en el Monte Saint Michel (2008), este autor descubre las traducciones que Jacques de Venecia hiciera del pensador griego en la citada abadía allá por 1127. Tal dato le sirve para anular la labor intelectual andalusí como continuadora del elemento cultural griego, y así desestimar toda aportación islámica al constructo europeo. Pero Gouguenheim no tiene en cuenta la escasísima repercusión de tal versión, en tanto el propio Tomás de Aquino llama a Averroes el comentador (de Aristóteles), la lectura del cordobés es prohibida en París por librepensadora, e incluso el de Aquino encarga otras traducciones del griego para cotejar las árabes, omnipresentes. Es decir: descubrir otra fuente más de cotinuidad histórica no anula las ya existentes. Por otra parte, Gouguenheim tiene páginas realmente iluminativas sobre la transmisión del bagaje clásico desde Oriente a Occidente, pero le vence el nacionalismo religioso al podar toda aportación cristiana en árabe y negar su adscripción a la civilización islámica.

En cualquier caso, la abrumadora bienvenida al libro de Gouguenheim en Francia dice mucho de las ganas que se tenía a un ensayismo previo conciliador de historias y presentes; las obras de Libera, Benoît, Micheau, Arkoun -así como las traducciones francesas de los libros de Menocal y Vernet-, en que se traza la línea sin solución de continuidad desde la Edad Media hasta el Renacimiento a través del Islam. En España, nuestra versión de droite divine bebe de las mismas fuentes telúricas del continuado y natural enfrentamiento entre religiones, olvidándose que el enemigo musulmán es reciente por haber sido otro el enemigo hasta ayer mismo: la encarnizada amenaza de Occidente era el rojísimo. Este, destructor de valores y fundamentos, por lo que difícilmente podemos trazar continuidades en este sentido, a no ser que la continuidad se refiera, sin más, al deseo de forjar enemigos. Es larga y variopinta nuestra nómina de intelectuales atrincherados en el no pasarán frente a un al-Andalus, sinónimo así de al-Qaeda. Se engloba aquí a la sorpresa académica de Serafín Fanjul prologado por Miguel Ángel Ladero Quesada, el de Simancas. Fanjul sorprendía, así, al ser un magnífico arabista comprometido y juramentado, repentinamente, con la idea de que la insurgencia iraquí, el terrorismo islámico y al-Andalus son parte de un todo amenazante y rechazable.

Fanjul nada en la misma corriente que nombres como la premiada en 2008 con el Jovellanos de Ensayo, Rosa María Rodríguez Magda, en cuya obra riza el rizo del ninguneo negando la mayor; la propia existencia de un legado cultural adjetivable como andalusí. Pero también se suma a lo anterior el apoyo logístico de gran parte del mundo político, académico e intelectual en general: véase el cruzadismo inexplicable de nombres influyentes como Gustavo de Arístegui, Gustavo Bueno, Rodríguez Adrados y un larguísimo etcétera a los que no chirría el rechazo en bloque a universos culturales que ya no van nunca a comprender. En particular, los dos últimos consideran compatible el malditismo de lo islámico y la defensa a ultranza de lo greco-latino, como si no fuera todo parte de lo mismo.

Pero, en este caso, la versión española reviste un último matiz nada desdeñable: la patente preocupación por la identidad, unidad y cohesión histórica de España. Es decir: patrias como obligaciones del pasado, más que como proyectos de futuro. En este sentido, el inherente pelayismo de nuestro hoy interpretador del ayer se esgrime como única explicación posible del día a día: España, según esto, se habría forjado desde un embrión salvífico en Covadonga hasta el regalo del destino de Granada –1492- por nuestro esfuerzo reconquistador. Por lo mismo, al-Andalus no sería elemento constitutivo de España sino huestes por fin vencidas y expulsadas. España se habría forjado frente a al-Andalus, que no a partir de él –léase la larguísima proclama del evangélico César Vidal-. Y su vestigio se circunscribiría a ciertos elementos folklóricos de una Andalucía –por lo mismo- indolente. No hay mucho más que comentar es esta historia de cromos y estampitas, buenos y malos.

Sobre la segunda idea, así encadenada, -si los árabes invadieron o no la península ibérica-, el debate no es menos profundo y merece alguna disquisición. Pero aquí no andan en juego ideologías previas como en el caso anterior –pasionales, personales, nacionalistas- sino el seguimiento –acatamiento- o no de una cierta historia oficial. Por tal razón, resulta oportuno incluir una palabra previa que encuadre el sentido histórico de al-Andalus tal y como es percibido en este libro, así como algunas contradicciones de esa historia oficial, todo ello según el procedimiento seguido en estas páginas: la ninguneada historiología, según la practicó Américo Castro, la definió Ortega y Gasset, así como es cultivada en gran parte del mundo: teoría de la historia, identificación de patrones y mitos, etcétera. Trataremos estos tres puntos en orden inverso al aquí enunciado.

Comenzamos, así, por el tercer aspecto, la historiología: mucho se ha criticado el método historiológico al tomarse la llamada heurística –búsqueda de fuentes o denuncia de su inexistencia- y confundirla con explicaciones perfectas y completas de imposible factura. Pero la heurística es la gran pregunta previa de todo científico que se precie, incluido el historiólogo. Y por más que la paternidad del término historiología sea aún objeto de discusión, la ciencia que propone no es la historia sin los archivos, sino la pregunta que no se hace el mero legajista. Suele atribuirse a Martin Heidegger la separación entre Geschichte en alemán –sucesión de hechos, que vendría de geschehen, ocurrir-, e Historie, del latín historia –relacionada semánticamente con el griego episteme; aprender preguntando-. Ese segundo concepto -teorizar la historia-, correspondería a la historiología, que pretende así animar al historiador a que sea algo más que recopilador de hechos. O, al menos, que recopile hechos contrastados. Mal que le pese a algún pobre legajista, el mundo es muy grande y hay cosas que no aparecen entre las fichas del Archivo General de Simancas.

La clave en la lectura historiológica que nos ocupa es el cambio de paradigma, el mismo concepto que aplicó Darwin al estudiar el origen de las especies. Al interpretar al-Andalus, el llamado evolucionismo, o incluso el gradualismo, se oponen a la percepción catastrofista de los orígenes. Que las cosas se produjeron de un modo bastante más acorde a las circunstancias que las provocaron y no a la postura contemporánea que se tenga con respecto a aquellos hechos. Así, nuestra interpretación cambia de paradigma tomando partido por el procedimiento de Américo Castro en aquel Ensayo de Historiología que tuvo que publicar en Nueva York en 1950. Tomando partido por las aportaciones de una generación que se expresó sin aquella ideología de prietas las filas antes aludida. El tiempo en que Stephen Gilman, Antony van Beysterveldt, Samuel G. Armistead, Marcel Bataillon o James T. Monroe comprendían la maestría de procedimiento de un español –a la sazón, el citado Américo Castro-, en tanto un racimo de españoles florecían fuera de las aulas de su tierra: Francisco Márquez Villanueva o Juan Marichal (Harvard), Vicente Llorens (Princeton), Francisco Marcos Marín (Montreal), Guillermo Araya o Julio Rodríguez-Puértolas (California), Manuel Durán (Yale), y otros –algunos, muy pocos, volvieron- que supieron aunar filología e historiología desde unas latitudes ajenas al constructo hispano de godos, católicos y unidad. Entretanto, aquí se forjaban especialidades sin conexión entre sí o el exterior, validando el dicho aquel atribuido al doctor Letamendi, según el cual el médico que sólo sabe de medicina, no sabe ni de medicina.

Nunca ha sido éste un libro iniciático o de creación, sino continuista y deudor de un sinfín de aportaciones que no tienen por qué ser ni siquiera consecuentes en bloque. Es decir: podemos comprender la crítica que Goytisolo o Pierre Guichard hicieron de las tesis de Olagüe –cada una en términos y por motivaciones diferentes-, o el revisionismo actual sobre el compromiso corporativo de Asín Palacios o García Gómez con un cierto régimen. Podemos criticar la obsesión gótica de Unamuno, Ortega y Gasset y Maravall, el cruzadismo de Menéndez y Pelayo o la inventiva de Menéndez Pidal y su equipo. Pero no podemos pasar por encima de todos estos nombres sin profundo subrayado de ideas nuevas que aquí y allá destacan a lo largo de sus respectivas obras y que no van a ser desestimadas por otras ideas incomprensibles que los mismos autores puedan expresar. Nada hay más acientífico que ser estrictos y apriorísticos en la consecuencia, incólumes en la afinidad o el rechazo; seguramente porque ni la vida ni la historia tienden a la estricta coherencia.

El segundo aspecto que anunciábamos tratar aquí era algunas contradicciones de aquella historia oficial. En gran medida, la huera recopilación de hechos que nos han enseñado en relación con al-Andalus se basa en paradigmas –esquemas, patrones- de viejo predicamento en el Mediterráneo. Tres ejemplos servirán como botón de muestra: la invasión del 711 por traición asociada a la ofensa de don Rodrigo a la hija de Julián se parece demasiado a las causas literarias de la Guerra de Troya en la Ilíada; la cinematográfica aparición del último de los Omeyas de Damasco por las playas occidentales de 756 tras sus escalas norteafricanas se parece demasiado al arranque narrativo de la Eneida de Virgilio, con aquel Eneas –último de los troyanos- siguiendo rutas semejantes. Por último, el periplo de los diez mil sirios rodeados en el norte de África y finalmente asentados en al-Andalus recuerda en demasía a la Anábasis de Jenofonte.

Todo ello muestra la coherente transmisión de ideas y relatos en el mundo greco-latino y sus periferias, partiendo –qué duda cabe- de que el Islam es una civilización helénica al menos hasta su mayor orientalización –por el abrumador elemento persa- a principios de los 800. La muy tardía época del primer gramático del árabe –Sibawaihy, m.795-, el testimonio en griego de Juan Damasceno –m. 750- y las cartas latinas del cordobés Eulogio –m. 859- ponen en entredicho la fijación de un canon coránico o la arabización de Occidente antes del año 800. En tal caso, ¿en nombre de qué o en qué idioma pudo producirse cuanto quiera que se produjese en 711?. Ésta es la base de nuestro rechazo a una invasión árabe o en nombre del islam, o –siquiera- compuesta por bereberes que, al fin y al cabo, en esa fecha no eran aún los hombres azules del desierto que llegarían casi tres siglos después. Beréber es transcripción de barbarus –latín- o barbaroi –griego-; bereberes serían, así San Agustín, Masinisa, Yugurta o Apuleyo; sin turbante azul ni té verde.

Este rechazo a la versión oficial de un creacionismo andalusí se basa también en la pregunta historiológica por excelencia en esta materia: ¿por qué no se habla de invasión islámica hasta crónicas tan tardías como el Ajbar Machmúa –a mediados de los 800- o las llamadas Crónicas Asturianas –más tarde del 880-? ¿Por qué el débil testimonio de ese hapax documental que es la mal llamada Crónica Mozárabe –en torno al 754- resulta ser el único fiable cronológicamente y no incluye términos como islam, Mahoma, musulmán, Corán, pero se dedica a criticar las versiones encontradas de los cristianos peninsulares? ¿Por qué una tierra tan culta no escribe sobre la tragedia única y localizada del 711 hasta –al menos- ciento cincuenta años después?. Ése es el interrogante fundacional que inaugura la secuencia de dudas y cuestionamientos que se suceden en este libro. (La alusión a la denominación mozárabe –mal llamada- responde a que tal término significa arabizado; lo último que querían ser los resistentes al avance de la arabización andalusí. Ni el impulsor del término, Simonet, ni el catalogador de la Crónica Mozárabe, Menéndez Pidal, tuvieron esto en cuenta).

Y por concluir con este aspecto anunciado, definiremos al-Andalus como el desarrollo de la culta Hispania que no quiso o no pudo sumarse a la fundación de una Europa concreta por parte de Carlomagno. Hispania siguió por su senda mediterránea, en tanto era el resto de Europa la que se distanciaba. Al-Andalus es el maquis europeo de las herejías cristianas orientales, a las que se sumará para continuar al Imperio Romano de Oriente por otros medios: dar al-Islam. Nos haremos eco de la afirmación de Andrés Martínez Lorca: llamar nuestra a la cultura de al-Andalus supone una ruptura con aquella manipulada educación colectiva en la que fuimos instruidos. Y destacaremos, por entre el mar de preguntas, afirmaciones tales como:

- Al-Andalus se inserta en el constante proceso de orientalización de la Península Ibérica, del que también forma parte la cristianización.

- La arabización es un lento proceso paralelo que afectó a todo el Mediterráneo sur.

- Al-Andalus no dependió de ningún poder extranjero hasta las invasiones norteafricanas del siglo XI.

- El norte de España no formó parte de Al-Andalus por sumarse a un cambio gradual europeo iniciado en 800 con Carlomagno.

- Esa elasticidad de límites territoriales andalusíes generó el concepto de frontera, esencial en la formación de la cultura hispana.

- Sólo el sentido de estado de Almanzor –en torno al año 1000- forzaría al norte de España a definirse por exclusión del sur.

- Tanto los reinos cristianos del norte como al-Andalus sufren procesos alternativos de centralización y descentralización.

- La definitiva descentralización andalusí de los reinos de Taifas (1031) marca el momento de máximo esplendor cultural de nuestra Edad Media, aún árabe en gran parte durante cuatro siglos y medio más.

- La entrada de Alfonso VI en Toledo en 1078 –la ciudad andalusí que le había acogido en su exilio- es fundamental para la continuidad cultural ibérica y mediterránea.

Destacaremos asimismo que el tratamiento de lo andalusí por parte del resto de la península no es monolítico a lo largo de ocho siglos, sino que hay una interesante evolución entre –por ejemplo- dos textos conservados: una Cantiga de la corte de Alfonso X y el epitafio de los Reyes Católicos. Reza la Cantiga (en torno a 1280): Dios es aquel que puede perdonar a cristianos, judíos y moros, en tanto tengan en Él bien firmes sus convicciones. Y responde el citado epitafio dos siglos y medio después (1517): este monumento fue erigido a la memoria de Fernando de Aragón e Isabel de Castilla, hombre y mujer iguales, ante los que se postró la secta de los mahometanos y quienes erradicaron a los heréticos judíos. La evolución ideológica es evidente, según se aleja aquella vieja invasión en las nieblas del tiempo. Por entre preguntas y ejemplos tales, concluiremos que al-Andalus es un pre-Renacimiento europeo, y que como tal, merece el rango de fuente cultural de Europa, incluso más allá que el de componente identitario de España y Portugal.

En este tiempo de vida, los citados tres años de andanzas, debo a Enrique Ojeda Vila gran parte del eco internacional que la obra ha podido ir teniendo. Como director de la Fundación de las Tres Culturas del Mediterráneo y después Secretario General de Acción Exterior de la Junta de Andalucía, Enrique Ojeda ha compensado con creces el hispanísimo ninguneo de estas páginas. Por otra parte, mi opinión sobre el medievalismo español –no entraré a especificar qué se entiende por el grupo de los medialuces- ha cambiado radicalmente al poder conocer un día las muy respetables y sensatas objeciones de especialistas como Gloria Lora, Antonio Collantes y José María Miura. Su resolución al intercambio de ideas dice mucho de su capacidad científica y modifica sustancialmente la opinión previa que tenía del gremio.

Más allá, el encuentro de nuestra definición de al-Andalus con cuestiones contemporáneas ha producido interesantes lecturas que ya van siendo incluidas en cuanto se conoce como Paradigma al-Andalus: una visión ejemplarizante de las luces y sombras de la historia a beneficio de inventario presente. Enlazando con teorías concomitantes de –por ejemplo- Muhammad Arkoun o el iraní Jahanbegloo, resulta posible sentar las bases de una lectura cultural de la historia no manipulada cuya aplicación presente es ilimitada.

Quiero destacar a este respecto el interesante intercambio de ideas con Felice Gambin en la Universidad de Verona con ocasión del congreso Alle radici dell’Europa. Con Albert Bildner en el de Revisiting al-Andalus de Nueva York. Con Gaspar Cano –Instituto Cervantes- primero en Estocolmo y después en Berlín junto a Sami Naïr. También con el embajador Antonio López tras una presentación en la Universidad de Al-Azhar (El Cairo), rememorada después en Sevilla. Asimismo, quiero recordar a Vanessa Herencia por el altavoz de ideas que supuso culminar el encargo del texto Rumbo al Renacimiento. A Darío Villanueva y la Sociedad Española de Literatura Comparada, probablemente el foro más castriano en el que podemos abatir los muros entre especialidades. A Enrique Jaurrieta –Ateneo Navarro-, Román Suárez –Oviedo- Alejandro Nogales –Zafra- y Juan José Tamayo –Universidad Carlos III de Madrid-, por su permanente conversación. A Jerónimo Paéz –El Legado Andalusí- y Francisco Peña –Universidad British Columbia, Canadá- les debo la oportunidad de charlar con Francisco Márquez Villanueva en Granada, al ponerse de manifiesto que llevamos cuatro siglos sin moriscos. Al embajador Emilio Cassinello, al rector Candido Mendes (Río de Janeiro) y a Federico Mayor Zaragoza, por el espacio de debate propiciado en San José de Costa Rica con ocasión de una reunión sobre Alianza de Civilizaciones. Por último, debo a Balbino Povedano, Margarita Ruiz Schrader y María Sierra la oportunidad de un año de difusión de ideas en la Casa Bailío de Córdoba. Y –cómo no-, debo concluir con la mención de Joaquín Aurioles por la apuesta intelectual que impulsó estas páginas: un contrato de investigador senior sobre al-Andalus en el entonces caldero de ideas de aquel Centro de Estudios Andaluces que él creó, llenó, y que se vació sin él. El encargo que entonces me hizo Manuel Pimentel fue la única lectura coherente de cuanto allí se investigaba.
A todos ellos, y a tantos lectores anónimos, debo el interés que permite esta tercera edición.

26 nov. 2009

Festejando Íd al-Adhá (Pascua del Cordero o Fiesta del Sacrificio)


En una mezquita, en Asia, o en cualquier parte del Mundo...celebrando el simbolismo del sacrificio del Profeta Abraham y su hijo Ismaél.

24 nov. 2009

FELICES PASCUAS: MUSULMANA (Íd Al-Adhá), CRISTIANA Y HEBREA... para toda la HUMANIDAD...


... QUE LAS PROTECTORAS ALAS DE LA FUERZA LLEVEN LA PAZ A BUEN PUERTO... Que pueda llegar también a los corazones y mentes de las mujeres y hombres de buena voluntad; a tod@s vosotr@s, espero.

23 nov. 2009

Encuentro ¨Diálogo interreligioso en la tradición monoteísta: católicos, judíos, musulmanes y ortodoxos¨

09/12/09

La Fundación Tres Culturas acogerá durante los días 9 y 10 de diciembre este encuentro, en el que importantes líderes de las tres religiones monoteístas se reunirán por primera vez.

De este modo, está confirmada la intervención de los cardenales Kasper y Tauran, el rabino Schneier y el metropolitano Emmanuel Adamakis, entre otros. Así pues, dada la relevancia de los asistentes como su alta participación (se congregarán alrededor de 25 líderes religiosos), podemos entender este encuentro como una oportunidad única para desarrollar un trabajo sustancial en una atmósfera de confianza mutua.

Estas jornadas se centrarán, como asunto general, en Las Implicaciones de la dignidad humana para las tres tradiciones monoteístas. A partir de esta cuestión troncal, se desarrollarán tres subtemas: La santidad de la vida; ¿absoluta o limitada?; Reconciliando la responsabilidad individual o comunal y Derechos Humanos y libertad de religión.

Las sesiones tendrán lugar a puerta cerrada, a fin de propiciar el clima de diálogo entre los diferentes ponentes.

III Jornadas de Diálogo Euro-Marroquí, tituladas ¨La Unión por el Mediterráneo: ¿Qué perspectivas se abren para Marruecos, España y Andalucía?¨

02/12/09

La Fundación Tres Culturas, la Universidad de Cádiz y la Universidad Abdelmalek Essaâdi organiza las III Jornadas de diálogo euro-marroquí, ¨La Unión por el Mediterráneo: ¿Qué perspectivas se abren para Marruecos, España y Andalucía?¨

Las jornadas tendrán lugar del 2 al 4 de diciembre en el anejo I de la Facultad de Ciencias Juridicas, Economicas y Sociales de la Universidad Abdelmalek Essaâdi, en Tánger y abordarán diversas materias de cooperación transfronteriza dentro del marco de la Unión por el Mediterráneo (UPM).

Desde la creación de este foro, el 13 de julio de 2008, tanto España como Marruecos han confirmado la necesidad de asumir el papel de protagonistas para no verse relegados al estatus de actores pasivos en las dinámicas euro-mediterráneas de cooperación multilateral.

Cuestiones tradicionalmente cruciales como la inmigración y la seguridad se unen a otras más recientes de ámbito del desarrollo, comercial y ambiental, para plasmar un mosaico de interrogantes estratégicos cuyas respuestas sólo se pueden hallar en la cooperación transfronteriza, ya sea estatal o descentralizada.

Por ello, frente a estas realidades, el curso propuesto pretende trazar las perspectivas que la creación de la UPM ha traído consigo para Marruecos, España y Andalucía.

Más información en www.uca.es y www.auladelestrecho.es

España impulsa el proceso de paz de Oriente Próximo

 El presidente visita Egipto, Arabia Saudí y Qatar en busca de fortalecer su presencia internacional
23.11.09 - PAULA DE LAS HERAS
ENVIADA ESPECIAL. EL CAIRO

José Luis Rodríguez Zapatero inicia mañana en El Cairo la segunda parte de su gira por Oriente Próximo. En apenas un mes, desde su visita a Siria, Israel, Gaza y Líbano, las cosas se han torcido en la región de forma considerable. Donde había esperanza hay pesimismo. El primer intento de Barack Obama por abrir un proceso de paz para terminar con el enfrentamiento entre Israel y Palestina ha fracasado. Pero la comunidad internacional no tira la toalla. «El gran objetivo -señalan fuentes diplomáticas españolas- es relanzar las conversaciones».

La implicación del jefe del Ejecutivo en esta ambiciosa tarea está, en buena medida, vinculada con la Presidencia de la UE a partir de enero. España puede aportar su buena relación con diversos actores del mundo árabe y pretende lanzar a Estados Unidos el mensaje de que pondrá todo lo que está en su mano para crear una atmósfera favorable a la negociación. «El liderazgo corresponde al presidente Obama -insisten-, pero es importante que sienta que no está solo y que puede contar con la UE y con socios árabes».

El anhelo de la diplomacia española sería, además, que la situación se desatasque durante la Presidencia española; lo que otorgaría al Gobierno un cierto protagonismo. Al margen de la labor que pueda desempeñar el recién elegido presidente permanente de la UE, Herman Van Rompuy, hay otros líderes que pueden hacer sombra en este terreno al español. Nicolás Sarkozy parece muy interesado en tener voz en este asunto y prueba de ello son sus conversaciones, hace apenas diez días, con Benjamin Netanhayu, su encuentro con el presidente sirio, Bashar el Asad, o su viaje a Irak.

Zapatero no recalará sólo en Egipto, también se reunirá en Arabia Saudí con el rey Abdulá bin Abdelaziz y puede que haga un alto en Qatar. Lo que más interesa al Ejecutivo es conocer el estado de las relaciones saudíes con Irán, de enorme importancia para la estabilidad de la región.

«Tenemos un riesgo de enfrentamiento entre ambos países por el poder regional», subrayan los diplomáticos. Ahora hay un intento de reconducirlo a través de métodos consensuados en la ONU: sanciones con las que estarían de acuerdo Estados Unidos, la UE y Rusia después de la negativa de los iraníes a que el uranio enriquecido salga del país para su posterior uso en un reactor médico que garantice la producción para usos civiles.

DÍA INTERNACIONAL PARA ERRADICAR LA VIOLENCIA HACIA LAS MUJERES

25 de noviembre 2009 en Granada: Concentración en Plaza Bib-Rambla a las 18:30 horas.
MUESTRAN SU APOYO:
SUBDELEGACIÓN DEL GOBIERNO de Granada
DELEGACIONES PROVINCIALES DE LA JUNTA DE ANDALUCÍA EN GRANADA
INSTITUTO ANDALUZ DE LA MUJER de Granada
INSTITUTO ANDALUZ DE LA JUVENTUD de Granada
DIPUTACIÓN PROVINCIAL DE GRANADA - DELEGACIÓN DE IGUALDAD
AYUNTAMIENTO DE GRANADA - CONCEJALÍA DE IGUALDAD
UNIVERSIDAD DE GRANADA

Entrevistas entre Fassi Fihri y su homólogo español en Tánger


                                                       20/11/09

El ministro de Asuntos Exteriores y Cooperación, Taib Fassi Fihri, se entrevistó con su homólogo español, Miguel Ángel Moratinos.

En declaraciones a la prensa, Fihri indicó que esta entrevista, que transcurrió al margen de la participación de los dos ministros en la apertura oficial del Foro internacional Medays 2009, jueves en Tánger (Norte), se inscribe en el marco del diálogo “permanente” y “continuo” entre Marruecos y España sobre la cooperación bilateral y las cuestiones regionales e internacionales de interés común.

Añadió que Ángel Moratinos aprovechó esta ocasión para presentar las prioridades de la próxima Presidencia por Madrid de la Unión Europea, precisando que una de estas prioridades es el desarrollo de la cooperación con el espacio euromediterráneo.

El ministro destacó que este objetivo pasa por la instauración de la paz en Oriente Medio y por el fin de la situación “inaceptable” en los territorios palestinos ocupados.

Referente a África, Fassi Fihri recordó el interés concedido por Marruecos al desarrollo de la solidaridad y la cooperación Sur-Sur, añadiendo que “Su Majestad el Rey cree que el futuro de África pertenece a los Africanos”.

España, dijo Fihri, se compromete también en consolidar las relaciones con África durante su Presidencia de la UE y Marruecos “espera acciones concretas que puedan acompañar la voluntad política así expresada”.

Medays 2009 agrupa más de 170 personalidades de alto nivel, entre ellos fejes de diplomacia, para debatir las cuestiones relativas especialmente al codesarrollo, el diálogo Norte-sur y la crisis económica y la resolución de los conflictos en África y en Oriente Medio.

22 nov. 2009

El "Premio Medays 2009 de Medioambiente y Desarrollo Sostenible" concedido a SM el Rey en Tánger


20/11/09

Tánger - El Premio Medays 2009 del medioambiente y del desarrollo sostenible ha sido concedido a SM el Rey Mohammed VI, en reconocimiento del compromiso personal del Soberano a favor del desarrollo responsable, anunciaron hoy jueves en Tánger los responsables del Instituto Amadeus que organiza el Foro Medays.

Esta distinción ha sido concedida a SM el Rey en homenaje a las diferentes iniciativas realizadas bajo el impulso del Soberano con miras a promover las energías renovables en Marruecos, particularmente el proyecto marroquí de energía solar, según subrayaron los organizadores en el acto de la apertura oficial de este evento.

El Gran premio Medays 2009 ha sido atribuido a George Mitchell, enviado especial del presidente Barack Obama en Oriente Medio por su compromiso en favor de la paz en la región.

Medays 2009, organizados durante tres días, agrupa más de 170 personalidades de alto nivel para debatir las cuestiones relativas especialmente al codesarrollo, el diálogo Norte-sur y la crisis económica y la resolucion de los conflictos en Africa y en Oriente Medio.

La ceremonia de apertura oficial de este foro transcurrió en presencia especialmente del ministro de Estado, Mohand Laenser, el ministro de Exteriores, Taib Fassi Fihri, y su homólogo español, Miguel Angel Moratinos, la secretaria de Estado en Exteriores, Latifa Akharbach, el presidente de la Comisión de Asuntos Exteriores en la Asamblea popular de China, Li Zhaoxing, y el secretario general adjunto de la ONU, Cheikh Sidia Diarra

20 nov. 2009

PROYECCIÓN del documental: EL DESEO Y LA REALIDAD



24/11/09, IMÁGENES Y PALABRAS DE LOS POETAS DEL 27, a las 19h. en la BIBLIOTECA DE ANDALUCÍA (Prof. Sáinz Cantero, 6), GRANADA. Entrada libre hasta completar aforo.

Moratinos insta a la sociedad a cooperar para conseguir la paz, el desarrollo y la solidaridad

ALICANTE, 20 Nov. (EUROPA PRESS) -

El ministro de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, apeló hoy a la sociedad para que cooperen con los responsables políticos en conseguir los objetivos de "paz, desarrollo y solidaridad", al tiempo que aseguró que la presidencia española de la UE será "muy activa" en trabajar a favor de la unión de los países del Mediterráneo, que tiene estos mismos objetivos.

Durante su intervención en el 'Diálogo Norte-Sur sobre el Mediterráneo: Educación y Migraciones', el primer acto organizado por Casa del Mediterráneo, con sede en Alicante, Moratinos, quien se expresó en castellano y en francés, se refirió a la Unión del Mediterráneo y al "proceso de Barcelona", en el que "hay luces y sombras, pero estando en Alicante" prefirió centrarse "en las luces".

El ministro lamentó que el "trabajo del día a día no ilusiona a las sociedades, parece que no tenga la suficiente envergadura política para generar esa ilusión", sin embargo defendió este proceso y la labor de la Unión Europea para "garantizar y dar estabilidad" a muchas iniciativas de los países del Mediterráneo.

En su opinión, los políticos son "responsables" de que esta labor sea posible, aunque aseguró que "necesitan de todos los actores y sectores de la sociedad" para que se produzca "un movimiento hacia los mismos objetivos: la paz, la solidaridad, el desarrollo".

De este modo, indicó a los asistente que ellos son "los protagonistas de esta nueva forma de mirar el conjunto del Mediterráneo", al que calificó como "diverso" y, por tanto, "complejo", aunque "muy rico".

De hecho, comenzó diciendo: "no sé en qué idioma hablar y ése es quizás el problema del Mediterráneo, que no tiene una lengua común, pero también es una oportunidad".

INVITACIÓN A NUESTRAS ACTIVIDADES EN GRANADA

ASUNTO: 25 Noviembre "Día Contra la Violencia hacia las Mujeres".
Ahí lleváis la actividad programada y la propaganda para el 25N...
Con motivo del 25 de noviembre, Día Contra la Violencia hacia las Mujeres, desde *acciónenred* y dentro del programa de prevención de violencia en la pareja *Por los Buenos Tratos*, ponemos en marcha la campaña "Buenos Tratos". http://www.youtube.com/watch?v=7-sCGJGi4Os
Las actividades previstas en Granada son:
*25 de noviembre a partir de las 11,30 horas*, en el hall de la E.U. de
Trabajo Social
*"SÚBETE AL CARRO DE LOS BUENOS TRATOS"*
- Mesa informativa del Programa Por los Buenos Tratos.
- Puzle-panel: ¿Qué es para ti amar con buenos tratos?
- Carro de los buenos tratos: súbete e implícate por los buenos tratos.
Participación en la concentración el 25 de noviembre a las 18,30 en la plaza Bib-rambla.
Te esperamos....

Los Príncipes inauguran las nuevas instalaciones de Rabat


              20-11-09

  Los Príncipes de Asturias inauguraron ayer jueves las nuevas instalaciones del Instituto Cervantes de Rabat en un acto oficial en el que estuvieron acompañados por el príncipe marroquí Mulay Rachid; los ministros de Asuntos Exteriores de ambos países, Miguel Ángel Moratinos y Taib Fasi Fihri; el ministro de Cultura de Marruecos, Bensalem Himmich, y la directora del Instituto Cervantes, Carmen Caffarel.

  Don Felipe señaló que la promoción del español en Marruecos se desarrolla en el espacio común del Mediterráneo, "un mar que es un gran espacio social y cultural", sobre todo cuando el conocimiento mutuo ha abierto la puerta al "intercambio de ideas, proyectos e ilusiones". Destacó también la dimensión atlántica del español, "un fascinante mundo cultural -que une pueblos diversos y abraza generosamente a todos- que el Instituto Cervantes invita a conocer".

  Por su parte, Carmen Caffarel afirmó que “la puesta en funcionamiento de las nuevas instalaciones del Instituto Cervantes de Rabat supone, ante todo, mejorar el espacio dedicado a la docencia y dotar a las aulas de la más moderna tecnología. Aquí, como en el resto del mundo, queremos ofrecer a nuestros alumnos enseñanza de máxima calidad para que aprendan español de forma solvente y rápida. Los estudiantes saben que disponemos de los mejores profesores. Ahora tendrán también las mejores instalaciones y los mejores medios.”

  El Cervantes de Rabat ocupa, desde que comenzó su actividad en 1992, un edificio en la céntrica calle de Zankat Madnine de Rabat, si bien el espacio disponible era insuficiente para atender la creciente demanda de aprendizaje de español.

  El edificio se ha reformado en profundidad y se han ampliado sus dependencias con el inmueble anexo que ocupaba la Embajada española. Concluidas las obras, el centro dispone ahora de 2.170 metros cuadrados distribuidos en tres plantas más sótano. Cuenta con 15 aulas, una sala multimedia, una amplia biblioteca, sala de exposiciones y salón de actos con capacidad para más de un centenar de asistentes.

  Don Felipe y Doña Letizia visitaron además un aula donde se impartía una clase con ayuda del AVE (Ave Virtual de Español), así como la biblioteca, que lleva el nombre del escritor Benito Pérez Galdós.
2.800 matrículas

  Rabat ocupa el octavo puesto de la red de centros del Instituto por volumen de actividad académica. En el año académico que acaba de concluir ha registrado un total de 2.855 matrículas de alumnos, que han seguido alguno de los 217 cursos de español. El profesorado imparte tanto cursos generales como especiales: conversación, lectura y escritura, empresas, niños de 9 a 15 años... El 65 por ciento del alumnado son mujeres, frente al 35 por ciento de hombres.

  En Marruecos hay más de 60.000 estudiantes de español. La principal razón de esta elección es la búsqueda de nuevos horizontes laborales, ya que consideran que la lengua española les abrirá puertas en el mercado de trabajo.

Autoridad islámica espera que el Islam reaccione si aumenta la tensión en la Mezquita de Al-Aksá


              EFE - 20/11/09.

Ana Cárdenes Jerusalén. Yusef Al Natsha, director de Turismo y Arqueología del Waqf (autoridad islámica) de la Explanada de las Mezquitas, espera una seria reacción del Islam si sigue aumentando la tensión en los lugares sagrados musulmanes de Jerusalén.

Los incidentes violentos registrados en los últimos meses en la Explanada -conocida como Noble Santuario o Al-Haram Assharif, y considerada el tercer lugar santo para los musulmanes tras La Meca y Medina- han generado el temor de que el lugar pueda convertirse de nuevo en foco de un estallido de violencia en la región.

"Los israelíes han intensificado su actividad en el Haram por dos motivos: porque la parte más derechista de la sociedad tiene ahora el poder y apoya a los colonos y porque Israel ha valorado el coste que tiene y sabe que es muy bajo", explica a Efe Al-Natsha, palestino nacido en la ciudad vieja de Jerusalén hace 55 años y formado en Historia del Arte y Arqueología en Egipto y Reino Unido.

Los enfrentamientos entre fieles musulmanes, colonos judíos y policías israelíes en septiembre y octubre han elevado la temperatura en el área, que alberga las mezquitas de Al Aksa y de Omar o Cúpula de la Roca, desde donde según la tradición musulmana el profeta Muhammad ascendió a los cielos en un caballo blanco.

En dos ocasiones los altercados llegaron a provocar decenas de detenciones y heridos y la Policía utilizó gas lacrimógeno, granadas de estruendo y balas de acero recubiertas de caucho en la Explanada, uno de los lugares religiosos más disputados del mundo.

"Todo lo que pasa en el Haram es una reacción de lo que circula en los medios israelíes. Cuando un grupo derechista de fanáticos judíos anuncia que va a entrar en las mezquitas, grupos islámicos llaman también a los fieles para evitarlo", explica el director.

Los grupos judíos "entran protegidos por la policía y no es una visita secular ni turística. Cantan oraciones y van acompañados de los símbolos de la ocupación", indica Al Natsha, que considera normal que cuando ocurren esas provocaciones haya "una respuesta de los fieles, porque es su derecho".

Los enfrentamientos han generado, hasta ahora, "respuestas moderadas en la comunidad internacional, incluso en el mundo árabe y entre los propios palestinos" recuerda.

A su entender, sólo Jordania, país que tutela los lugares santos jerosolimitanos, ha ejercido toda la presión posible para que los problemas no se repitan.

Desde su oficina, un antiguo edificio de piedra blanca adyacente al recinto sagrado, Natsha asevera que "esa reacción equilibrada no es suficiente para salvar el área" porque "la política de férrea ocupación va a continuar y se necesita una mayor reacción para prevenir desastres futuros", aunque, matiza, se refiere a una reacción "desde el punto de vista constructivo, no destructivo".

Según él, turistas de todas las religiones son bienvenidos en la Explanada, pero no para "hacer actos religiosos y políticos, porque no es un museo, sino un lugar de oración y recogimiento musulmán".
Uno de los principales problemas es, para Al Natsha, la restricción de acceso, que se ha incrementado en los últimos meses.

"La mayoría de viernes (día sagrado musulmán) las fuerzas israelíes no permiten la entrada a los palestinos varones menores de cuarenta y cinco años", un hecho que "contradice todo lo que el Gobierno israelí afirma sobre la libertad religiosa y la igualdad de las personas".

Tampoco puede venir la gente de Cisjorania, señala, y añade que cuando hay enfrentamientos el centenar agentes israelíes que patrullan en torno al Haram cierran con los accesos y durante días sólo permiten entrar a las mujeres y los hombres mayores siempre que tengan permiso de residencia israelí.

Otro motivo de litigio son las excavaciones que Israel lleva a cabo debajo del Haram, donde se encuentran los restos de los dos templos levantados por los judíos en la Antiguedad; el levantado por Salomon en el siglo X antes de Cristo, y el construido por Herodes y destruido en el siglo primero por los romanos.

"Hay una intensa actividad ahí abajo que nos preocupa enormemente, porque éstas no son excavaciones científicas, sino políticas", afirma Al Natsha.
"No sabemos lo que hacen. Sus planes son secretos y no nos dejan visitar los túneles", denuncia, antes de asegurar que el Waqf cree que existe un riesgo para la Explanada, aunque sea imposible saberlo con seguridad.

"No es sólo un riesgo físico, sino también un riesgo intelectual, porque no sabemos qué harán si encuentran restos arqueológicos musulmanes: sólo les interesan los periodos del Primer y Segundo Templo", observa.

Al Natsha espera que se reduzca la tensión y las restricciones israelíes y vuelva la calma a la Explanada, un lugar sagrado "que no es sólo de los palestinos, sino herencia de todos los árabes y musulmanes".

19 nov. 2009

Los Príncipes de Asturias inaugurarán la nueva sede del Instituto Cervantes de Rabat



Los Príncipes de Asturias inaugurarán el próximo jueves, 19 de noviembre, las nuevas instalaciones del Instituto Cervantes de Rabat, que, tras una profunda reforma y ampliación del edificio que lo alberga -la antigua sede de la Embajada de España- cuenta ahora con 15 aulas y más de dos mil metros cuadrados, espacio suficiente para atender la creciente demanda de aprendizaje de español en la capital marroquí.

Acompañarán a Don Felipe y Doña Letizia el príncipe Mulay Rachid; los ministros de Asuntos Exteriores de ambos países, Miguel Angel Moratinos y Taib Fasi Fihri; el ministro de Cultura de Marruecos, Bensalem Himmich, y la directora del Instituto Cervantes, Carmen Caffarel.

El Cervantes de Rabat ocupa, desde que comenzó su actividad en 1992, un edificio en la céntrica calle de Zankat Madnine. Ahora ha ampliado sus dependencias con el inmueble anexo que ocupaba la Embajada española, con el objetivo de poder atender las solicitudes de matrículas para estudiar español. Según el instituto Cervantes, en Marruecos hay más de 60.000 estudiantes de español.

Gracias a estas mejoras, el centro dispone de 2.170 metros cuadrados distribuidos en tres plantas más sótano. Cuenta con 15 aulas, una sala multimedia, una amplia biblioteca, sala de exposiciones y un salón de actos con capacidad para más de un centenar de asistentes y con cabinas de traducción simultánea.

PROGRAMA DE ACTOS

Don Felipe y Doña Letizia llegarán con el príncipe Mulay Rachid al Cervantes de Rabat el jueves. En la sala de exposiciones saludarán a la escritora Fátima Mernissi, que obtuvo el Premio Príncipe de Asturias de las Letras en 2003, y al artista español Diego Moya, creador de la exposición "Gygabites de piedra" que se exhibe en el Cervantes de Rabat.

A continuación se celebrará la ceremonia de inauguración en el salón de actos. Intervendrán la directora del Instituto Cervantes, Carmen Caffarel; los ministros de Asuntos Exteriores de España y de Marruecos, y Don Felipe, quien clausurará el acto.

Tras descubrir una placa conmemorativa, los Príncipes visitarán un aula donde se estará impartiendo una clase con ayuda del AVE (Ave Virtual de Español). Con ello se hará una demostración de la aplicación de las nuevas tecnologías a la enseñanza de la lengua española. Por último los Príncipes firmarán en el Libro de Honor en la biblioteca, que lleva el nombre del escritor Benito Pérez Galdós.

MAS DE 2.800 MATRICULAS

Rabat ocupa el octavo puesto de la red de centros del Instituto por volumen de actividad académica. En el año académico que acaba de concluir ha registrado un total de 2.855 matrículas de alumnos, que han seguido alguno de los 217 cursos de español. El profesorado imparte tanto cursos generales como especiales: conversación, lectura y escritura, empresas, niños de 9 a 15 años... El 65 por ciento del alumnado son mujeres, frente al 35 por ciento de hombres

Marruecos es el segundo país con mayor número de centros del Instituto (seis), sólo por detrás de Brasil, que cuenta con nueve. Además de en Rabat, la institución está presente en Casablanca, Fez, Marrakech, Tánger y Tetuán.

Marruecos celebra hoy el 54 aniversario de su independencia


18/11/09. Mokhtar Gharbi.- Tánger

Marruecos conmemora el 18 de noviembre el 54 aniversario de su independencia. A raíz de la intervención francesa en los asuntos internos de Marruecos, el sultán se vio obligado a firmar un tratado de Protectorado el 30 de marzo de 1912. España gozaba también de una zona de influencia en el norte del país.

Proclamado sultán del Reino Jerifiano en 1927 y, desde luego protector de todas sus causas, el entonces Rey Mohamed Ben Yusuf (Mohamed V). En 1944, se proclama el Manifiesto de la Independencia, a favor del cual el Rey Mohamed V se pronuncia, tres años más tarde, en Tánger (ciudad internacional), donde afirmó que las negociaciones con Francia no tenían éxito y la crisis entre las autoridades del Protectorado y los nacionalistas, en 1952, generó movimientos insurreccionales.

En 1953, el sultán, junto con toda la Familia Real, se vieron obligados a exiliarse a Madagascar. Sin embargo, los reveses de Indochina y la guerra de Argelia, declarada en 1954, incitan al gobierno francés a buscar una solución política.

Con la vuelta del soberano al país, en noviembre de 1955, se abre el paso a la independencia, reconocida por Francia en 1956, y más tarde por España.

El proceso de la independencia se concluyó con las Declaraciones de París del 2 de marzo de 1956 (firma de los acuerdos que reconocen la independencia de Marruecos con Francia) y de Madrid del 7 de abril del mismo año (cuando se rubricaron con España los acuerdos que permiten a Marruecos recuperar la zona norte), con los que se puso fin al Protectorado.

De las fechas más destacadas de Marruecos, se encuentran las del 18 de noviembre de 1927, entronización de Mohamed V a los 18 años de edad. El 11 de enero de 1944, cuando se presentó la Declaración de Independencia reivendicando, su integridad territorial y su soberanía nacional.

El 9 de abril de 1947 el Rey Mohamed V realizó una visita histórica a Tánger en la que pronunció un discurso histórico que había marcado el renacimiento de la conciencia nacional y la resistencia contra la ocupación extranjera. El 20 de agosto de 1953 el rey se exilió con su familia a Madagascar, desencadenando la Revolución del Rey y del Pueblo.

El 16 de noviembre de 1955 el monarca regresó a su pais. El 6 de noviembre de 1975 tuvo lugar la llamada Marcha Verde: 350.000 voluntarios marroquíes responden al llamamiento del rey franqueando la frontera que separa a Marruecos del Sáhara. El 14 de noviembre de 1975 se firmó el acuerdo de Madrid referido a la retrocesión del Sáhara a Marruecos.

17 nov. 2009

La banca islámica crece en España al calor de la crisis

Santander, La Caixa y Bancorreos ya ofrecen productos adaptados al Corán y el primer banco islámico podría ver la luz en un año

17/11/09. Autor: Eli García. Fuente: Diario de Sevilla

Las dramáticas consecuencias de la crisis y de la ambición de unos cuantos por enriquecerse a toda costa está siendo un caldo de cultivo idóneo para la extensión de la banca islámica. Basada en una versión más ética de los negocios financieros, ha llegado a España para quedarse. Regida por los preceptos de la sharia -ley islámica-, prohíbe tanto la usura -riba-, es decir, el cobro (o pago) de intereses, como la financiación de actividades consideradas ilegítimas por el Corán, tales como producción de bebidas alcohólicas, carne de cerdo, armamento, las apuestas, la bolsa...

Su objetivo es llegar a los más de dos millones de musulmanes que viven en el país, pero también atraer a otros clientes desencantados con el actual sistema financiero. "Puede servir para dar confianza a los mercados y fomentar una economía menos volátil, más real", indica Alberto Priego, doctor en Ciencias Políticas y profesor de la Universidad de Comillas, que ayer ofreció una conferencia en Sevilla organizada por la Fundación Tres Culturas, bajo el título de Banca islámica. ¿Un modelo económico alternativo a la crisis actual?

De momento, ya son tres las entidades que, en España, ofrecen la posibilidad de acercarse a productos de este corte. Bancorreos -marca de Deutsche Bank y Correos- fue la que abrió la veda hace unos años con una cuenta corriente a interés cero, pero hoy por hoy tanto La Caixa como el Santander también ofrecen hipotecas islámicas. En este caso es el banco el que adquiere la casa y la alquila al comprador hasta que haya satisfecho el total de la deuda. No se pagan intereses, pero el banco es el que establece el precio final del piso en el que incluye sus gastos de gestión.

Pero, quizá, el proyecto más ambicioso que España tiene ahora entre manos sea el de contar con su primer banco islámico. "Puede que vea la luz el año que viene", indicó Priego. Una tarea que no será sencilla, ya que para crear una entidad desde cero el Banco de España exige una garantía de 18 millones en inmovilizado y, después, aquélla necesita más o menos el doble para empezar a operar. Ésta vendría a sumarse a los 300 bancos de este tipo que ya hay repartidos en 48 países por todo el mundo -no sólo árabes o musulmanes, sino que están bien implantados en EEUU, Reino Unido, Francia, Suiza, Italia...- y que cuentan con más de 8.000 sucursales. En conjunto, estas finanzas, que tomaron verdadero empuje allá por los años 70, mueven entre 300.000 y 500.000 millones de dólares en activos, según datos correspondientes a 2008.

Ver dosier en Webislam sobre economía y finanzas islámicas

16 nov. 2009

La Tierra está grave

Hacia la Cumbre del Clima de Copenhague, 7-18 diciembre 2009

15/11/09 Autor: Sergio Ferrari. Fuente: Rebelión

El planeta está enfermo. Y como nuestro propio organismo cuando está doliente, manifiesta síntomas para llamar la atención y reclamar su cura.

Su temperatura corporal ha aumentado como media 0,74 °C (grados Celsius) en los últimos 100 años. En algunas regiones superó 1,5°C. Durante todo el último milenio, el margen de variación de la temperatura había sido apenas de 1°C.

Causa principal de esta explosión de calor: el aumento descontrolado de emisión de gases de efecto invernadero producto de ciertas actividades humanas como la combustión de carbón, petróleo y gas natural así como la deforestación a gran escala. Principales responsables históricas de esta situación: las naciones desarrolladas.

Otro dato elocuente. Durante 800.000 años, la concentración de dióxido de carbono (CO2) en la atmósfera fue de entre 200 y 300 ppm (medida que indica la cantidad de moléculas del dióxido de carbono por cada millón de moléculas de aire seco). Hoy supera las 380 ppm, la marca más elevada desde que el hombre tiene memoria.

La amenaza de una convulsión global –producto de la fiebre- está a la puerta con eventuales consecuencias apocalípticas: polos descongelados, mares en aumento, costas desaparecidas, tifones y huracanes multiplicados, sequías crecientes en los países tropicales, agricultura diezmada, flora y fauna amenazada, millones de refugiados climáticos dispersos en el mundo.

Los desafios de Copenhague

En algunos días, entre el 7 y el 18 de diciembre próximo, Copenhague, capital de Dinamarca, reunirá a los representantes del mundo entero en la Conferencia de las Partes de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre Cambio Climático (COP 15), continuando así los esfuerzos de Balí (2007, COP13) y Poznan (2008, COP14). Y la pregunta del millón sigue siendo la misma.

¿Cómo llegar a un acuerdo para evitar que la temperatura aumente más de 2°C en los próximos 40 años? Con la hipótesis científica que ese registro pueda constituir la frontera de la viabilidad misma de la existencia de la vida en el planeta. Y por ende, ¿cómo reducir a escala planetaria la emisión de gases de efecto invernadero?

No se trata hoy de acuerdos jurídicos. Existen ya la Convención del Clima de 1992 y el Protocolo de Kyoto que proponen mecanismos concretos.

Lo que está en juego es la voluntad política para definir responsabilidades históricas en el deterioro climático. Y poner en cuestión el concepto mismo de crecimiento y de la lógica productiva planetaria. Temas tan de fondo que no dejan mucho margen al optimismo.

La reciente y fracasada reunión preparatoria de Barcelona de la primera semana de noviembre, convocada para preparar la Cumbre de Copenhague, no hizo más que desnudar la falta de esa disposición de negociación, particularmente de las grandes potencias, muy especialmente de los Estados Unidos, quien hasta ahora no ratificó el Protocolo de Kyoto. El cual obliga a los países industrializados involucrados a reducir sus emisiones hasta 2012 en un 5,2 por ciento menos que las cifras vigentes en 1990 (año tomado como referencia).

Sobre la mesa entonces, tres temas esenciales que imposibilitan por el momento el consenso. El primero: medir el rol histórico de cada actor planetario en la situación actual del deterioro climático, sin esconder la responsabilidad preponderante de las naciones más desarrolladas.

Segundo: sacar conclusiones prácticas, financieras, contables, para que los que más han deteriorado el clima asuman su responsabilidad y financien a los países “en desarrollo” (empobrecidos) facilitándoles a hacer frente al deterioro climático con medidas muy concretas.

Y en tercer lugar, mirar hacia al futuro, previendo reducciones significativas de las emisiones de gases destructores por parte de los países desarrollados y “emergentes” (China entre ellos), para evitar el sobrecalentamiento del planeta y posibilitar la continuidad de la vida en el mismo.

Un ABC tan simple como complejo. Copenhague se perfila ya como una nueva frustración climática. Mientras tanto la Tierra, ya grave, sigue empeorando.

15 nov. 2009

La islamofobia es una ideología fomentada

Prado considera que muchas redadas antiterroristas son "la puesta en escena de una ideología, una estrategia de fabricación de un enemigo"

13/11/09 Autor: Periódico Diagonal

Abdennur Prado, presidente de la Junta Islámica Catalana, promotor del Congreso Internacional de Feminismo Islámico, que ha sido colaborador del ex relator especial de la ONU para la islamofobia, Doudou Diene, considera que muchas redadas antiterroristas son "la puesta en escena de una ideología, una estrategia de fabricación de un enemigo".

¿Qué es la islamofobia? ¿Cómo se expresa?

El término islamofobia se refiere a la hostilidad y la aversión hacia el islam y los musulmanes, considerados como un grupo homogéneo y cerrado en torno a valores arcaicos, cuyas características negativas los hace peligrosos: una amenaza para la seguridad y para la cultura dominante. Esta hostilidad se manifiesta en forma de discriminaciones, prejuicios y agresiones. Los informes de la ONU, de la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa (OSCE) y de la UE demuestran que estas discriminaciones son reales en terrenos como el acceso a la vivienda o a un puesto de trabajo, pero también en las dificultades para abrir mezquitas o ejercer con normalidad sus derechos religiosos. Además, han catalogado centenares de ataques, agresiones, incendios de mezquitas, profanaciones de cementerios… incluso asesinatos. Todo esto está sucediendo en estos momentos en Europa. La islamofobia es una ideología dominante, no es tan sólo un odio irracional de gente ignorante y fanatizada, sino un discurso fomentado desde determinados centros de poder con una intencionalidad política.

¿Por eso sostienes que ocupa un lugar destacado en la política?

La demonización de los musulmanes es parte fundamental de la geopolítica energética de Occidente, y se sitúa entre los mecanismos económicos y políticos que caracterizan el Nuevo Orden Mundial. La definición de los musulmanes como totalitarios, machistas y violentos sirve para justificar invasiones de países extranjeros. Está en relación directa con la distribución geográfica de las reservas mundiales de gas y de petróleo. Existe además una conexión entre la islamofobia y la ocupación israelí de Palestina, actuando la demonización del islam como ideología legitimadora de la colonización y la represión sin límites de la resistencia palestina.

Destacas que tiene una amplia aceptación en el mundo intelectual...

La violencia se da allí donde existe un sustrato discursivo que la justifica. La aceptación e incluso respetabilidad de la islamofobia en el mundo académico occidental resulta significativa. Es inimaginable encontrar discursos racistas contra negros, judíos o gitanos entre la intelectualidad europea, y sin embargo numerosos intelectuales aceptan de forma acrítica el discurso islamófobo, la idea del inevitable choque de civilizaciones, la incompatibilidad de islam y democracia, la identificación del islam y la violencia, o la aceptación de estereotipos negativos sobre las mujeres musulmanas.

¿Por qué estableces una relación entre antisemitismo e islamofobia?

La islamofobia es el viejo antisemitismo europeo, con un rostro nuevo. Todos y cada uno de los componentes de la judeofobia clásica son proyectados ahora hacia el islam: los musulmanes son representados con rasgos demoníacos, son acusados de no integrarse y de ser quintacolumnistas de una “invasión islámica de Europa”, las mezquitas son presentadas como lugares de conspiración... Se repite que la presencia del islam constituye "un problema", y que por tanto requiere “una solución”. Del "problema judío" hemos pasado al "problema islámico".

¿Crees que islamofobia y lucha antiterrorista están relacionados?

Al Estado le interesa hacernos creer que existe una "amenaza yihadista". De ahí la proliferación de supuestos expertos sobre lucha antiterrorista que tienen acceso ilimitado a la prensa, y sobre todo las numerosas redadas realizadas, en las cuales no se ha encontrado ni una sola arma o explosivo, ni el más mínimo indicio que vinculase a los detenidos con el terrorismo... Puede decirse que estas redadas tienen finalidad propagandística: los enemigos están entre nosotros, pero "papá Estado" nos protege… Si no, ¿por qué la policía antiterrorista es acompañada en dichas operaciones por los medios de comunicación? Se trata de la puesta en escena de una ideología, una estrategia de fabricación de un enemigo, que persigue fines políticos y económicos precisos. Con todo esto se genera un clima de terror que justifica la deriva de las democracias occidentales hacia políticas basadas en la seguridad y la identidad nacional, en contra de las políticas basadas en el desarrollo de los derechos humanos y sociales.

14 nov. 2009

Psicóloga: manipulación escandalosa de medios en representación mujer árabe

Isabel López Rodríguez. Santa Cruz de Tenerife, 13 nov (EFE).

La manipulación de algunos medios de comunicación en la representación de las mujeres árabe y musulmana es "realmente escandalosa", afirmó en una entrevista a EFE Clara Yuste, psicóloga y ponente en el primer Congreso Internacional de Género y Frontera organizado por la Universidad de La Laguna (ULL).

Durante su intervención en esas jornadas dedicadas a la mujer, la investigadora se refirió al tratamiento informativo que los medios occidentales realizan de la identidad cultural musulmana y árabe, y que, según asegura, se corresponde con una visión "negativa, conflictiva y etnificada".

Para Yuste, el discurso difundido por los medios y las industrias culturales, como el cine o la literatura, se corresponde con una imagen de la mujer árabe y musulmana plagada de prejuicios y estereotipos.

"Las mujeres son mostradas en el Occidente contemporáneo como "veladas", "oprimidas" y "sumisas", afirma Yuste.

De forma genérica, las mujeres vinculadas al islam son representadas desde la victimización como pasivas y sumisas, subrayando la incompatibilidad del Islam-modernidad y recurriendo a la imagen "efectista" de choque de civilizaciones.

También se muestran desde una perspectiva orientalista como "misteriosas" y "sensuales", lo que constituye una visibilización de las sociedades árabo-musulmanas basada en mitos, explica.

La investigadora insiste en que estas conclusiones son resultado de un estudio realizado sobre diversos medios nacionales durante el periodo 2004-2008 y afirma que aunque existen códigos deontológicos que regulan la práctica periodística y profesionales sensibilizados, éstos aseguran que las rutinas productivas de las empresas de comunicación son las responsables de que "la realidad sea otra".

Indica que en los países occidentales se promueve un "modelo fijo y homogéneo" de la mujer vinculada a la identidad islámica, que oculta la pluralidad y la diversidad de voces que existe dentro del islam, y que, según asegura, ni los medios ni los discursos públicos reflejan.

Se lamentó de que los medios "alternativos" que se alejan de este discurso "pretencioso" son minoritarios y aludió a la responsabilidad de los mass media como " grandes generadores de opinión, a los que se les presupone un discurso objetivo y veraz", matiza.

Según Yuste, se insiste en la imagen de la mujer con pañuelo como subyugada e ignorante, para la cual el velo constituye un elemento opresor, y en la opuesta la de aquella que defiende la libertad de llevarlo, representada siempre como una mujer "culta".

"La mujer se convierte en noticia si lleva velo, y también si decide no ponérselo", comenta, y matiza que es "superflua" la interpretación que asocia a la mujer velada con la sumisión y a la desvelada con la liberación.

"La prioridad de estas mujeres no es el hecho de llevar o no velo, sino erradicar la pobreza y la violencia, y el acceso a la educación y al trabajo en condiciones de igualdad", destaca Yuste, quien asegura que la indumentaria siempre "se visibiliza" de manera negativa.

Según datos extraídos de un análisis de su visibilización en internet realizado por la autora, el 56 por ciento de las informaciones estudiadas muestran una mujer con velo, el 38 por ciento destaca sus "enigmáticas miradas" y el 29 por ciento hace referencia a representaciones de corte orientalista como la danza de vientre, prácticas que en ocasiones "se confunden en occidente".

Se refirió a los últimos acontecimientos ocurridos en Irán, "ilustrados casi en su totalidad con fotografías de mujeres" que subrayan su diferencia "en negativo".

Yuste explicó que los estereotipos gráficos de "exotismo" de la mujer árabe y musulmana son también frecuentes en los relatos de los viajeros que visitan algún país árabe o musulmán, los cuales siempre aluden a la mujer "velada" de "sensual mirada".

"El harén fascinó a los viajeros en el siglo XIX y sigue fascinando en la actualidad; los europeos dicen que son modernos pero sueñan con él", indicó la investigadora citando a una destacada autora arabista.

"No cabe duda de que la mujer musulmana está instrumentalizada, existe una repetición obsesiva de determinados asuntos y el silencio respeto a otros, ésta es utilizada para subrayar la diferencia y mostrar los aspectos más negativos de este tipo de sociedades y de la religión.

Ante esta situación, Yuste apunta que la "visibilización" de la heterogeneidad de la mujer árabe y musulmana pasa por reflejar esta pluralidad alejándose de los estereotipos y de las marcas semánticas, y por el rigor en los discursos públicos y mediáticos.

"No hay que temer la diversidad de las sociedades porque éstas ya son diversas", añadió.

El Nobel de la Paz Obama rechaza la invitación para visitar Hiroshima

Reuters. Noelia Sastre. Madrid. 13-11-09

Es una invitación incómoda. Una invitación que ningún presidente de EE.UU. ha aceptado, y que al parecer tampoco aceptará Barack Obama en su viaje a Japón. El conciliador Obama no pisará Hiroshima ni Nagasaki, las dos ciudades bombardeadas con la bomba atómica hace 64 años.
No obstante, Obama ha subrayado hoy en rueda de prensa en Tokio que "la visita estaría justificada". Y en una entrevista televisada el martes en Japón señaló que "sería un honor tener la oportunidad de visitar ambos lugares en algún momento de mi presidencia".
Parece que el pueblo nipón tendrá que seguir esperando, porque el presidente estará menos de 24 horas en Tokio, su primera parada en la gira asiática, y ha dicho que "esta vez" no puede aceptar la invitación.
Según publica hoy "The Washington Post", los nipones llevan meses hablando de esta posible visita, fantaseando con la idea de que un presidente americano vea con sus propios ojos la tragedia que explotó en 1945 sobre miles de japoneses.
El último Nobel de la Paz, gran orador y defensor de "un mundo sin armas nucleares", ha levantado una gran expectación en el país del sol naciente: creen que podría romper con el pasado y visitar las ciudades devastadas al final de la Segunda Guerra Mundial por las únicas bombas que EE.UU. ha lanzado en zonas pobladas.
"Lo que está hecho está hecho", dice al diario estadounidense Haruna Udo, de 19 años, estudiante de Hiroshima. "Yo no necesito una disculpa, pero si Obama nunca ha visto lo que puede provocar una bomba atómica, debería venir a verlo".
La invitación a Hiroshima y Nagasaki seguramente no formará parte de las conversaciones entre el presidente de EE.UU. y el recién elegido primer ministro japonés,Yukio Hatoyama. Pero la posibilidad de la visita protagoniza editoriales en la prensa y debates televisivos. Además, la sorpresa del Nobel de la Paz ha aumentado las expectativas.
"Muchos de los premiados con el Nobel de la Paz han visitado la Zona Cero", dice un editorial del diario Chugoku de Hiroshima. "Le pedimos que venga, lo vea él mismo y renueve su compromiso con un mundo libre de armas nucleares".
Pero más allá del Nobel, los japoneses tienen grabado el discurso de Obama en abril en Praga, cuando anunció alto y claro el compromiso de su país en buscar "la paz y la seguridad en un mundo sin armas nucleares", y reconoció la "responsabilidad moral de EE.UU. en este objetivo, al ser la única potencia que las ha utilizado".

* Islam: La forma de vida de...

* Islam: La forma de vida de...
...Abraham, Moisés, Jesús y Muhammad. Clika sobre la foto.